Cómo limpiar los canalones y evitar problemas este otoño/invierno

Limpiar canalones de casa

Llega el otoño y el paisaje habitual se transforma. A las lluvias que se iniciaron a finales del verano se les suma un nuevo compañero: las hojas secas.

Observar desde nuestra ventana caer la lluvia, acompañada del vuelo de las hojas puede ser una placentera experiencia. Sin embargo, cuando caen sobre nuestras cabezas, los tejados se pueden estar viendo afectados por la acumulación de estos elementos. Y, ante esta situación, es importante saber cómo limpiar los canalones para mantener el buen estado de nuestro hogar o negocio; así como si se necesita ayuda para limpiar los canalones del tejado.

La importancia de la limpieza de canalones

La limpieza de los canalones no se debe retrasar mucho. Y es que, al igual que muchas de las tareas de la casa, posponerlo puede producir efectos indeseados y perjudiciales; hasta el punto de necesitar la actuación de profesionales.

Los canalones, al recoger el agua de los tejados de las casas o edificios, previenen los efectos continuos de las humedades en todas las paredes exteriores (porosidad de la pared, formación de hongos y bacterias).

Cómo limpiar los canalones: pasos a seguir

A la hora de limpiar los canalones del tejado es importante conocer los pasos a seguir para conseguir una limpieza efectiva.

Verificar el alcance de la limpieza

En primer lugar conviene verificar el alcance de la limpieza a llevar a cabo: si son unos pocos metros de canalones o muchos más. Dependiendo de la extensión de la tubería a limpiar, y si se observan obstrucciones grandes, es más conveniente considerar la contratación de un servicio profesional como es el caso de Lemara, para garantizar una ejecución eficiente del trabajo.

Examinar estado de desagüe y bajantes

Se debe verificar el estado del desagüe y del bajante para descartar alguna obstrucción.

En caso de que la bajante no se encuentre obstruida, se puede proceder a una limpieza sencilla de los canalones. Para esto, ubiquémonos con una escalera a la altura de los mismos, llevando una bolsa de basura que podamos colgar de la misma estructura de los canalones, para recoger en ella los residuos y basura que encontremos. Todos deben ser retirados.

Retirar desechos del interior

Puede ocurrir que los canalones tengan basura pegada a lo largo del mismo. Esta basura también debe recogerse, no solo por el cuidado de la estructura, sino también por la descomposición de los mismos y las molestias derivadas de esto: olores y presencia de bacterias. En estos casos, se recomienda pasar una espátula a lo largo de la zona, y luego recoger los desperdicios con una botella de plástico cortada a la mitad, que por su forma redondeada encaja adecuadamente  con la curva del canalón.

Desatascar bajantes

En caso de que la bajante sí se encuentre obstruida, el procedimiento más común es el de hacer circular un cable guía a través de la bajante y el desagüe. Esta opción requiere la participación de al menos dos personas. Mientras una introduce el cable guía en un extremo del bajante, la otra lo recibirá del lado contrario cuando éste asome. Ya en este nivel, conviene evaluar la participación de manos expertas para el proceso.

Instalación de salva hojas

Conviene evaluar la aplicación de un sencillo instrumento que actúa de manera preventiva para evitar el colapso de la tubería por la aglomeración de hojas: los salva hojas.

El salva hojas es una  especie de redecilla -sea de tipo recto o tubular-, que se adapta a cualquier tubería y que actúa como primer filtro; aislando las hojas o a cualquier otro residuo de caer en el desagüe o el bajante.

La instalación de ésta, le garantiza a la estructura del canalón un mayor alargamiento de su vida útil, manteniendo siempre un espacio para que circule el agua hasta el bajante.

Dependiendo de la magnitud del trabajo a realizar, será necesaria la ayuda profesional capacitada para detectar el mejor modelo de salva hojas e instalarlo.

Mantenimiento de canalones

Finalmente, ante las inclemencias del tiempo, conviene evaluar con cierta frecuencia el mantenimiento de las piezas que forman los canalones. El sol y el agua pueden haber contribuido a resecar u oxidar los canalones.

La opinión de un experto puede indicarte si todas las piezas  deben ser reemplazadas, o si un buen proceso de mantenimiento con pintura y protectores antioxido son suficientes para mantener operativos los canalones.

Ahora que ya sabes cómo limpiar los canalones, no olvides que estos actúan como aliados silenciosos de nuestro hogar, pero no debemos descuidarlos. La llegada del otoño actúa como un recordatorio que no debemos pasar por alto para hacer un mantenimiento preventivo y ahorrarnos futuros dolores de cabeza. Si lo necesitas, desde Lemara, nuestro equipo profesional sabrá como asesorarte para darte una solución definitiva a este problema.

La puntuación de los usuarios es
[Total: 1 Media: 5]